EGIPTO

Un tribunal egipcio condena a tres árbitros por un laudo ilegítimo

Un tribunal penal egipcio ha condenado a tres árbitros, Mohammed Said Hasanein y Abul-Ella Al-Nimir de Egipto y Mohamed Abdullah Alderi de Jordania, a tres años de prisión por el laudo de 18.000 millones de USD que dictaron contra Chevron, en respuesta a la demanda penal presentada por la petrolera estadounidense alegando que el arbitraje fue una «farsa».

El tribunal estimó las acusaciones de apropiación indebida por medios fraudulentos y falsedad contra los árbitros y, entre otros, contra el director ejecutivo del Centro de Arbitraje Internacional (CAI) con sede en El Cairo bajo cuyos auspicios se dictó el laudo.

La resolución arbitral se emitió en 2015 contra Chevron y la petrolera saudita Aramco, estimando la demanda presentada por 39 ciudadanos sauditas y egipcios que afirmaban ser herederos de una concesión otorgada en 1933 por sus antepasados a una compañía predecesora de las empresas petroleras, Standard Oil of California. Los demandantes, entre los que había miembros de la familia real saudita, afirmaban que se les adeudaban unos 82.000 millones de USD en concepto de ingresos no percibidos por alquileres y petróleo asociados a unos terrenos que debían haberles sido devueltos después de 60 años.

Dos empresarios egipcios ejercen una acción de anulación de un laudo del ICDR por impago de eurobonos

El 4 de febrero de 2019, los dos hermanos y empresarios egipcios Ramy y Michel Lakah ejercieron ante el Tribunal de Distrito de los EEUU correspondiente al Distrito Sur de Nueva York, una acción de anulación de un laudo del ICDR que les obliga a responder personalmente con 194 millones de USD del impago por parte de sus compañías de Eurobonos comprados por UBS y otros bancos internacionales.

El laudo firme se dictó en noviembre de 2018 a favor de los bonistas, entre los que se encontraba el banco suizo UBS, los bancos centrales de Omán y Abu Dhabi y el banco inmobiliario Island Capital.

LIBIA

Desestimado el grueso de una demanda contra Libia en una controversia relacionada con un aeropuerto

Un tribunal de la CCI ha desestimado el grueso de una demanda de 562 millones de euros contra Libia en relación con la construcción de una nueva terminal de pasajeros en el Aeropuerto Internacional de Trípoli.

La demanda fue presentada por un consorcio integrado por la brasileña Odebrecht, la constructora turca TAV-Tepe y la libanesa Consolidated Contractors Company (CCC) por la suspensión de un proyecto a causa de las revueltas de la Primavera Árabe en 2011. Dichas revueltas constituían un supuesto cubierto por la cláusula de fuerza mayor del contrato.

El tribunal determinó que el estado no es responsable de los retrasos ocasionados al proyecto por la guerra civil del país, aunque condenó a Libia a liquidar las facturas impagadas por importe de 124 millones de euros, correspondientes a las obras que se habían finalizado antes de la suspensión del proyecto. Finalmente, el estado está obligado a pagar 74 millones de euros en virtud del laudo.

Nigeria

Un tribunal de Londres admite la presentación de alegaciones de Nigeria contra la ejecución de un laudo

El 21 de diciembre de 2018, el Commercial Court de Londres dictó resolución verbal admitiendo la presentación de alegaciones por Nigeria contra la ejecución de una resolución arbitral de 9.000 millones de USD, a pesar de haber incumplido los plazos.

La entidad de las Islas Vírgenes Británicas Process and Industrial Developments, (P&ID), pretende que se ejecute una resolución arbitral de 6.600 millones de USD más intereses, que se devengan a razón de 130 millones de USD diarios.

La controversia surgió en relación con un contrato de 2010 por el que P&ID acordó construir una planta de procesado de gas en el Delta del Níger y el estado se comprometió a suministrar gas húmedo de los yacimientos próximos a lo largo de un período de 20 años. P&ID invirtió 40 millones USD en el proyecto pero la planta no llegó a construirse y nunca se entregó gas húmedo.

RUANDA

Una empresa estatal de Ruanda interpone una demanda ante el CIADI contra el inversor de una central eléctrica

El 17 de enero de 2018, el CIADI registró una demanda contractual presentada por la empresa estatal ruandesa Energy Utility Corporation Limited (EUCL) contra KivuWatt, filial ruandesa de la compañía cotizada en la bolsa de Londres ContourGlobal, inversora y operadora de una central eléctrica única en su género en uno de los Grandes Lagos de África.

La controversia está relacionada con una central de extracción de metano y generación de electricidad en el Lago Kivu, lago de 1.000 metros cuadrados en la frontera de Ruanda con la República Democrática del Congo. ContourGlobal firmó un contrato de compra de electricidad a 25 años por el que Ruanda se obligó a comprar toda la electricidad disponible que generara el proyecto. Según se ha informado, Ruanda tenía previsto vender el exceso de electricidad generado por la central a sus vecinos. Este caso es uno de los pocos en que un estado presenta una demanda contra un inversor ante el CIADI.

Emiratos Árabes Unidos

Controversia ante el DIAC por la financiación de una línea aérea

La aerolínea de bajo coste de los Emiratos Árabes Unidos, Air Arabia, ha presentado una demanda contra el grupo de capital riesgo en quiebra Abraaj ante el Dubai International Arbitration Centre, de manera simultánea a la interposición de una demanda penal contra el fundador del grupo.

La controversia se refiere a la liquidación de Abraaj después de que otros acreedores iniciaran procedimientos para su disolución. Air Arabia es parte del grupo de acreedores ordinarios; Abraaj incumplió un préstamo de 75 millones de USD. La aerolínea, que había estado participada en un 17% por Abraaj, había informado anteriormente de un riesgo de 336 millones de USD frente a Abraaj en relación con fondos y préstamos a corto plazo.