El pasado sábado día 19 de octubre se publicó en el Boletín Oficial del Estado, con entrada en vigor el domingo día 20, el Real Decreto 595/2019, de 18 de octubre, por el que se modifica el Reglamento del Impuesto sobre la Renta de no Residentes (en adelante, IRNR), aprobado por el Real Decreto 1776/2004, de 30 de Julio.

Este Real Decreto modifica el Reglamento del IRNR en materia de acreditación de la residencia fiscal por parte de los fondos de pensiones e instituciones de inversión colectiva. Acreditación de residencia requerida para la aplicación de la exención prevista en la letra c) del artículo 14 de la Ley del IRNR sobre los intereses y otros rendimientos obtenidos por la cesión a terceros de capitales propios, así como para las ganancias patrimoniales derivadas de bienes muebles, con ciertas excepciones, siempre que tales rentas sean obtenidas sin mediación de establecimiento permanente, por residentes en un Estado miembro de la Unión Europea (en adelante, UE) o por establecimientos permanentes de dichos residentes situados en otro Estado miembro de la UE.

El motivo de la modificación radica en las dificultades existentes a la hora de obtener un certificado de residencia fiscal de estas entidades o de sus miembros en sus respectivas jurisdicciones por su habitual falta de personalidad jurídico-fiscal. Así, con la finalidad de superar estos obstáculos, el Real Decreto añade una nueva Disposición adicional tercera al citado Reglamento por la que se establece un régimen especial de acreditación de la residencia para estos vehículos a efectos de hacer efectiva la exención por las personas o entidades obligadas a retener o, en su caso, ante la Administración tributaria.

En virtud de lo anterior, el nuevo procedimiento de acreditación de residencia del que pueden beneficiarse los fondos de pensiones e instituciones de inversión colectiva es:​