El polémico despido del ex director de opinión El País, José Ignacio Torreblanca, ya tiene sentencia firme. El pasado mes de septiembre, el Grupo Prisa reconoció la improcedencia del despido de Torreblanca y tendrán que abonar la indemnización que le corresponde, según el acuerdo al que llegaron las partes el pasado 17 de septiembre.

De esta forma el periódico de Prisa evita el proceso judicial abierto tras la demanda interpuesta por Torreblanca por ‘despido ideológico’. Tal y como hicieron David Alandete, José Manuel Calvo, Luis Prados y Maite Rico, los cuatro periodistas que también fueron despedidos de forma ‘improcedente’ junto a Torreblanca.

Sin embargo, el caso no quedó ahí, ya que el ex director de Opinión interpuso otra demanda a El País. Y es que en un desayuno informativo en septiembre de 2018, Soledad Gallego Díaz hizo unas declaraciones en las que afirmó que el periodista “prefirió otro destino” y no “fue despedido”. Estas declaraciones eran inciertas.

El Juzgado de Primera Instancia número 37 de Madrid dio la razón al ex jefe de Opinión de El País en noviembre de 2018 y sentenció que el diario debía publicar una rectificación en el periódico.

Sin embargo, el diario de Prisa recurrió al considerar que el discurso que Soledad Gallego dio enForo de la Nueva Comunicación’ “consistía en la mera descripción de una manifestación realizada en foro público y que en ningún caso era una información propia del medio que resultara con ello susceptible de ser rectificada”.

Resolución firme

Torreblanca solicitó a los tribunales la ejecución de la sentencia y, tras meses de espera, el juez acaba de dictar una sentencia que es firme para que El País publique un texto de rectificación en el que quede claro que el periodista fue despedido.

Confidencial digital ha tenido acceso al auto definitivo en el que el Juzgado de primera Instancia Nº37 de Madrid, ha dado un plazo de tres días a Ediciones El País SL a publicar, tanto en la edición impresa como digital, el texto de rectificación.

José Ignacio Torreblanca trabaja actualmente como colaborador en El Mundo y ha contado con el asesoramiento del despacho de abogados Ventura Garcés López-Ibor. El País tendrá que publicar el texto de rectificación esta semana si no quiere afrontar una multa.