La entrada en vigencia de la Ley de Garantías Mobiliarias prevista para el 25 de octubre, traerá consigo beneficios importantes, particularmente para las instituciones de micro finanzas y los micros y pequeños empresarios, permitiendo el otorgamiento de garantías sobre todo tipo de bienes muebles, que resultará en un mayor abanico de posibilidades financieras.

Como aspectos novedosos de la Ley, resaltamos la pre-constitución de garantías sobre bienes o derechos futuros y con anterioridad al desembolso de préstamos, entrando en efecto la garantía a partir del momento en que se cumplan las condiciones pactadas y, teniendo prelación frente a terceras personas desde el momento en que se hagan públicas las garantías.

La Ley también contempla la libertad de las partes de pactar la ejecución de las garantías a través de un procedimiento extrajudicial y la resolución de conflictos a través del arbitraje, de esta manera lográndose una ejecución y solución expedita, más acorde con las necesidades de las partes.

Se espera que el registro de garantías mobiliarias pueda realizarse de forma electrónica, una vez se cuente con los recursos suficientes y medios necesarios para garantizar el uso de esa forma de inscripción.