Propietarios y entidades públicas y privadas:

El 5 de septiembre de 2017, el Departamento de Protección Ambiental de Florida (Florida Department of Environmental Protection, FDEP) emitió la orden final de emergencia OGC n.º 17-0989 (la “Orden”) en respuesta a la devastación generalizada en toda Florida que se prevé como consecuencia del huracán Irma. Con el fin de responder al peligro inminente o inmediato a la salud, a la seguridad y al bienestar público de los ciudadanos del estado de Florida, el FDEP extendió una orden para permitir que los propietarios y las entidades públicas y privadas reparen, sustituyan y restauren estructuras, equipos, sistemas de gestión de aguas superficiales, obras y otros sistemas dañados por el huracán sin obtener permisos previos, los cuales provocarían retrasos considerables. La Orden abarca las siguientes áreas reglamentadas:

Gestión de residuos

  • Sistemas de tanques de almacenamiento
  • Gestión de residuos sólidos
  • Gestión de residuos peligrosos

Gestión de la calidad del aire

  • Incineradores de cortina de aire
  • Fuegos abiertos
  • Otras fuentes de contaminación del aire
  • Limpieza de asbestos

Gestión de recursos hídricos

  • Recursos ambientales, dragado y relleno, y actividades de gestión de las aguas superficiales
  • Actividades de construcción costera de la línea de control
  • Actividades de permisos de construcción de drenaje de aguas pluviales del Sistema Nacional de Eliminación de Descargas
  • Contaminantes (National Pollutant Discharge Elimination System, NPDES)
  • Tierras sumergidas de propiedad del Estado
  • Sistemas y plantas de aguas y aguas residuales

La Orden entró en vigor inmediatamente y expira el 4 de octubre de 2017, a menos que sea modificada o extendida por otra orden. Algunos trabajos pueden necesitar autorización de campo.