Lucasfilm Ltd. LLC y Lucasfilm Entertainment Company Ltd. LLC, filiales de Disney desde 2012, han interpuesto una demanda ante los juzgados de California contra una academia que da clases de sables de luz (también conocidos como sables láser, espadas láser y espadas de luz) y vende otros productos y servicios usando diversos signos distintivos de la franquicia “Star Wars” sin autorización.

Las empresas Lucasfilm son titulares registrales de numerosas marcas que incorporan o se refieren a objetos, personajes y otros elementos de la popular saga creada por George Lucas. Estas marcas incluyen denominaciones tales como “Star Wars”, “Jedi Training Academy” (Academia de Entrenamiento Jedi), “Jedi”, “Lightsaber” (sable de luz) y “Jedi Knight” (caballero Jedi), así como diversas marcas figurativas que representan las armas Jedi y organizaciones que aparecen en las películas y series de televisión de “Star Wars”, como, por ejemplo, el símbolo que representa a la Orden Jedi.

El demandado opera utilizando nombres como New York Jedi y Lightsaber Academy, y promociona y vende merchandising y servicios, incluidas certificaciones para las clases de sables de luz, que explotan sin autorización las marcas de Lucasfilm. Además, el demandante ha registrado nombres de dominio que infringen las marcas de Lucasfilm e incluso ha solicitado la marca “New York Jedi” en la Oficina de Patentes y Marcas de los Estados Unidos. Asimismo, las demandantes consideran que la conducta puede llevar al público a confusión o engaño, asociando al demandado con Lucasfilm, y perjudicar la reputación o diluir el valor de las marcas.

Según expone la demanda, el demandado ha intentado obtener una licencia para el uso de las marcas en repetidas ocasiones, y nunca se le ha otorgado, por lo que es plenamente consciente de la conducta infractora.

En vista de todo ello, Lucasfilm solicita medidas cautelares para impedir las supuestas infracciones, así como que se indemnicen los daños y perjuicios ocasionados. Queda por ver si las filiales de Disney iniciarán también acciones en otros países en los que existan negocios similares al del demandado.