El Gobierno Federal, derivado de recientes y determinados eventos en México, tiene la intención de reducir conflictos de interés en relación con las contrataciones públicas, licencias, permisos y concesiones.

La Secretaría de la Función Pública (SFP) publicó el 20 de agosto de 2015, el Protocolo de actuación en materia de contrataciones públicas, otorgamiento y prórroga de licencias, permisos, autorizaciones y concesiones y aquellos que funjan supervisores de las obras públicas (los Correspondientes Servidores Públicos).

No obstante que los órganos reguladores coordinados en materia energética, tales como la Comisión Reguladora de Energía y la Comisión Nacional de Hidrocarburos, ya cuentan con códigos de conducta estrictos, empresas como PEMEX y CFE que tienen códigos de ética y de conducta diferentes a lo que requiere el nuevo Protocolo, tendrán que modificar sus códigos para cumplir con los requisitos rigurosos del Protocolo.

Las siguientes son algunas de las reglas relevantes que serán aplicables en los casos en que los Correspondientes Servidores Públicos interactúen con particulares:

  1. Las dependencias y entidades de la Administración Pública Federal deberán informar a los particulares, previo al comienzo del correspondiente proceso administrativo o previo al primer contacto, que las conversaciones telefónicas serán grabadas y que las reuniones, visitas y actos públicos serán videograbados.
  2. Los contactos entre los Correspondientes Servidores Públicos y particulares serán preferentemente por escrito.
  3. Los Correspondientes Servidores Públicos llevarán un registro de las comunicaciones telefónicas y reuniones consignando la fecha, hora, el objeto de la reunión o comunicación telefónica, número telefónico, etc.
  4. Para la celebración de reuniones deberá mediar cita previa y el Correspondiente Servidor Público dará aviso a su superior jerárquico. En las reuniones estarán presentes al menos dos servidores públicos de las áreas relacionadas.
  5. El Correspondiente Servidor Público avisará, por lo menos con dos días hábiles de anticipación al Titular del Órgano Interno de Control (OIC) de la dependencia o entidad correspondiente, de la realización de una reunión.
  6. De cada reunión se levantará una minuta, la cual deberá ser firmada por todos los participantes y contendrá al menos: la hora, la fecha, los nombres completos y sus respectivos cargos o puestos, así como los temas tratados en la reunión. Una copia de la minuta se integrará a un expediente y la otra será enviada al OIC, en un plazo no mayor a dos días hábiles.
  7. Existen reglas adicionales específicas en relación a las visitas in situ de los Correspondientes Servidores Públicos en las instalaciones de privados o en eventos públicos.
  8. Los Correspondientes Servidores Públicos tienen prohibido revelar información a privados antes de emitir la resolución correspondiente en caso de existir un proceso de evaluación o proceso para el análisis de información.
  9. Para evitar posibles conflictos de interés, los particulares deberán hacer uso de determinados formatos en donde manifiesten sus vínculos o relaciones (de negocios, personales o familiares) con servidores públicos de mediano y alto nivel, desde Gerentes, Subgerentes y Directores Generales de las Secretarías de Estado hasta el Presidente de México.

El nuevo Protocolo entrará en vigor el 20 de septiembre de 2015.

Como se podrá ver, el contacto directo con servidores públicos del gobierno federal será más restringido y estará sujeto a más requisitos.

Adicionalmente, es importante analizar los alcances de este nuevo protocolo en cuanto a filiales de PEMEX y CFE en el extranjero, el conflicto que pudiese generarse entre los diferentes cuerpos normativos, así como con los códigos de ética y de conducta de las distintas entidades y organismos del sector de energía en México.