Guatemala tiene el compromiso ante la Organización Mundial del Comercio – OMC – de eliminar las subvenciones a la exportación. Éstos incentivos deben eliminarse a más tardar a finales de 2015. Actualmente, los incentivos a la exportación se encuentran regulados en el Decreto 29-89, y el Decreto 65-89, ambos del Congreso de la República. Éstos contemplan beneficios de exportación e importación temporal en actividades de maquila y zonas francas. Como parte del compromiso, en 2013, se presentó la Iniciativa 4644, relativa a la Ley de Promoción de Inversiones y Empleo, que pretende derogar y modificar el régimen impositivo de estas actividades.

Esta normativa pretende crear las condiciones para incentivar las inversiones, incrementar el empleo, y mejorar la competitividad. Busca crear dos mecanismos para la generación de nuevas inversiones: Las zonas de desarrollo económico y las unidades de desarrollo económico. Las primeras se constituyen como agrupamientos de entidades dedicadas a la producción de bienes o servicios, funcionando bajo el régimen de zonas francas, y las segundas son entidades que operan bajo el régimen de admisión temporal, sin estar agrupadas en área delimitada.

Se pretenden incluir diversos incentivos fiscales sobre el Impuesto sobre la Renta, el Impuesto Único Sobre Inmuebles, el Impuesto al Valor Agregado en importaciones de maquinaria, materias primas, insumos y materiales, Impuesto de Solidaridad y los aranceles a la importación.

El estado de la iniciativa permanece incierto en el Congreso, por lo que surge incertidumbre de cómo actuará el Órgano Legislativo para cumplir con el compromiso que tiene la República de Guatemala con la OMC. Consideramos apropiado informarles esta situación, debido a que podría impactar los negocios en zonas francas y la actividad de maquila a todos los usuarios.