El pasado 22 de enero fue publicada la Circular 1/2016 de la Fiscalía General del Estado, relativa a la responsabilidad penal de las personas jurídicas. Esta reciente Circular, que parte de las bases inicialmente sentadas por la Circular 1/2011, expresa los criterios de la Fiscalía en relación con los programas de compliance, como instrumento para atenuar o eximir de responsabilidad penal a la persona jurídica.

Desde la reforma del Código Penal, operada por la Ley 1/2015, ha aumentado notablemente el interés de los operadores jurídicos por los programas de compliance, que podrán resultar de gran utilidad para aquellas personas jurídicas susceptibles de incurrir en responsabilidad penal, tales como grandes empresas, fundaciones, partidos políticos, pymes, etc., con las excepciones previstas por el artículo 31 quinquies del Código Penal.

Por medio de la presente comunicación les remitimos una tabla-análisis en la que se relacionan los requisitos exigidos por el Código Penal para (i) los programas de compliance y (ii) el Compliance Officer, así como los pronunciamientos de la Fiscalía sobre cada uno de estos requisitos.

Esperamos que esta información les resulte útil para valorar el alcance de la Circular 1/2016 y evaluar la adecuación de sus programas de compliance a estas recientes directrices.

Criterios de la FGE en su Circular 1/2006 sobre los programas de compliance:

Click here to view table.

Criterios de la FGE en su Circular 1/2016 sobre el Compliance Officer:

Click here to view table.